David Molina

david-molina-colorNo es difícil introducir a David Molina en pocas palabras, es ese tipo de personas a las que les gustan los retos personales y profesionales. En sus palabras “Creo que los retos profesionales hacen de tu carrera una actividad más interesante y tu trabajo más atractivo en el día a día”.

Siendo joven y antes de descubrir el mundo del vino, los primeros pasos como profesional de David Molina fueron como Preparador Físico, trabajó como tal y se especializo en Personal Training y Nutrición Deportiva.

Como a muchas otras personas les ha sucedido, David Molina experimento un tipo de “deja vu” que le hizo terminar su carrera en el deporte e involucrase en el mundo del vino. El punto de partida fue la gastronomía en el restaurante de la familia donde solía disfrutar y experimentar haciendo distintos maridajes entre vino y comida. Pronto se posicionó como director de un restaurante en Barcelona centro. Allí se convenció de que el mundo del vino era su nevo reto, una inspiración para su nueva carrera profesional. Descubrió en el restaurante que los vinos era un motivación y punto de satisfacción para los consumidores y una eficiente vía de ingresos para el restaurante.

Aprender sobre vinos fue una cuestión de tiempo y ello sucedió después de visitar muchas regiones vinícolas y bodegas del país. Todo ello le condujo a graduarse en la Escuela de Sommerliers de Barcelona, donde terminó primero de su promoción. Su evolución pronto le llevó a dejar su trabajo como director en el restaurante para ejercer exclusivamente como Sommelier. Trabajó para restaurante internacionalmente reconocidos y clasificados en la Guía Michelín: Jean Luc Figueres (cerrado) in Barcelona, Sant Pau in Sant Pol de Mar (Barcelona) y como Sommelier para los catering privados del reputado restaurante Bulli.

Durante ese tiempo estuvo concentrado en trabajar, estudiar, aprender, viajar, descubrir y catar un incontable número de vinos de todo el mundo. Las visitas a las bodegas fueron una excelente escuela donde tuvo la oportunidad de preguntar a muchos productores y aclarar las dudas que los libros dejaron en el aire.

Después de unos duros años de trabajo para exigentes restaurantes, David Molina decide finalizar su reto en la restauración para iniciar uno nuevo en el mundo del comercio del vino. Quería ampliar su visión general sobre la industria del sector y fue a aprender sobre su comercialización y marketing de vino.

Tras descartar la oportunidad de poder ir a trabajar a New York, decidió acertadamente trabajar como responsable de los departamentos de Márketing y Técnico para la empresa líder en el sector y altamente especializada en la distribución de fine wines en España, Vilaviniteca (Barcelona). Entre distintas responsabilidades, trabajó seleccionando y comprando vinos en Premier en Bordeaux para la empresa. El conocimiento y la experiencia incrementaba rápidamente.

La vida de David Molina era muy apretada por aquel entonces, sin embargo logro combinar trabajo y viajes con estudios en Viticultura, Enología y Marketing en vino.

Con tanto libro y estudio aprendió a escribir sobre vino, una actividad aún hoy le entusiasma y disfruta. Redactó artículos para revistas de vino y gastronomía y colaboró como speaker sobre vino en varios programas de radio en Barcelona. Impartiendo formación en vino descubrió un nuevo reto profesional que adora, la educación. Dirigió seminarios en las Universidades de Tarragona y Lérida, programas Outdoors en ESADE (Barcelona), cursos para numerosas empresas privadas y también formó parte del cuadro oficial de profesores de la Escuela de Sommeliers de Barcelona donde impartió geografía vinícola internacional.

David Molina colaboró también con la empresa Francesa Lallemand, líder en todo el mundo y altamente especializada en microbiología fermentativa enológica. Participó en varios seminarios y simposiums sobre la calidad de los vinos en España y Portugal.

La última vez que trabajó para una compañía fue en 2005 y 2006, cuando tomo la dirección comercial nacional y exportación además de marketing en Mas Perinet. Una bodega con capacidad para medio millón de botellas en la prestigiosa región del Priorato. Desde entonces ha estado estudiando, viajando a diferentes países mientras trabajaba independientemente como educador y asesor.

En 2007 decidió dejar España y viajó a Londres para estudiar en The Institute of Wine Spirit & Education Trust, más conocido como WSET. David Molina se graduó como AIWS (Diploma graduation in wine knowledge) con gran éxito en 2008. Esta institución está considerada como la más prestigiosa, además de reconocida en todo el mundo como los estudios más sólidos y pilares fundamentales para el acceso al MW (Master of Wine).

Actualmente, David Molina trabaja en Barcelona como independiente, asesorando proyectos de exportación en Asia, catando y valorando vinos, formando estudiantes de forma personalizada como wine coacher, incluyendo amateurs y entusiastas del vino. Dirige además seminarios, ofrece coaching a profesionales y ayuda a las nuevas generaciones a introducirse como profesionales en la industria del vino.

El último reto de David Molina es Outlook Wine, un proyecto altamente personalizado y comprometido con la educación en formación en vino, donde él representa acreditado como Approved Program Provider a WSET para toda España.

Outlook Wine mantiene una colaboración estrecha con Laboratorios Excell-Ibérica (Rioja) y desarrolla estudios de valoración de marcas para mercados, paralelamente colabora con otras entidades de formación como la Escuela de Enología de Aranda del Duero (Burgos) y la Escuela de Hosteleria de Barcelona (ESHOB).